VIENTRE, clamor de mujer

Música, clown, y notables actuaciones para un relato político excepcional

Actúan: Manuela Bottale, Lala Buceviciene, Florencia Catenaccio, Alejandro Jorge Dubal, Rodrigo Frascara, Viviana Lastiri, Carolina Maldonado, Manuel Oucinde, Maria Victoria Pescara, Luciana Ramos, Rocío Rodríguez Paz, Paola Sanabria, Marcelo Sapoznik, Luna Ventura – Cantan: Eugenia Encina, Liliana Isaguirre – Músicos: Eugenia Blanco, Olivia Daiez, Jazmín Laurenza, Bruno Leichman, Gina Locatelli, Franco López Lameiro, Agustín Vanucci – Vestuario: Jazmín Savignac – Escenografía: Marcelo Valiente – Iluminación: Alejandro Velásquez – Coreografía: Gabi Goldberg – Dirección musical: Ian Sifres – Dramaturgia: Marcos Arano, Gabriel Graves – Dirección: Marcos Arano

Con una tesis que podría ser que los derechos que parecen obvios no son reconocidos y que las conquistas sociales de la mujer se ganan día a día (por eso no hay que bajar los brazos), Vientre contiene algunos elementos del realismo, pero va mucho más allá con una poética propia, que utiliza herramientas del clown y con músicos en vivo que exaltan las emociones. Lo que toma la obra es del realismo referencial, ya que se hace referencia a personajes femeninos de nuestra historia: Julieta Lanteri, Encarnación Ezcurra, Alicia Moreau de Justo, Cecilia Grierson, Evita, entre otras. Luego toma del realismo crítico, esa conexión con los temas sociales; el teatro de Malvado colibrí aspira a conseguir transformaciones en la sociedad.

En un cementerio las mujeres todavía permanecen vivas. Han intentando callarlas, desaparecerlas, relegarlas, pero las voces siguen clamando por la independencia, la liberación, los derechos que deben ser reconocidos. La pieza trata de aspectos profundos del universo de la mujer como la violencia de género, la desigualdad, la construcción de lo femenino por medio del lenguaje, la maternidad y el dolor que conlleva ser madre (mastitis, episiotomía, depresión posparto etc. ).Pero también trata cuestiones más superfluas como el no encontrar nunca un baño disponible. Todo se trata con comicidad pero con una fuerte intención irónica.

La figura de Dios aparece encarnada por un hombre que nos habla de su hijo Jesús, de Adán y Eva, Caín y Abel y lo hace con una soltura que sorprende y suscita risas en el público. Vientre es una obra totalmente dionisíaca, donde el desborde pasional y los instintos están todo el tiempo en juego, donde todo parece caos, y los cuerpos expresan las pulsiones con las vísceras. Hay varias escenas que vale la pena destacar: la del baile de los cadáveres empleando técnicas del teatro negro, los dos hombres misóginos jugando con unas cañas de pescar, la representación del discurso de Evita.

Malvado Colibrí -que recientemente nos entregó Tierra Partida (una obra sobre la grieta que divide nuestro país desde hace siglos)- nos brinda con Vientre una posibilidad de reflexionar sobre lo que significa ser mujer y cómo se va transformando esta construcción a lo largo de la historia. Marcos Arano, dirigiendo a este talentoso grupo de actores, demuestra gran habilidad para explotar los aspectos cómicos y los aspectos trágicos del relato (un excelente trabajo dramatúrgico del propio Arano y de Gabriel Graves), potenciando todos los recursos y consiguiendo que este elenco nos entregue su mejor versión. Ian Sifres, desde la dirección musical, realiza una labor destacable.

Nos encontraremos con los actores y las actrices antes de entrar a la sala y luego de salir. Los intérpretes invaden así todo el espacio y prolongan su actuación fuera del escenario con gritos y llantos que será imposible desatender. Ovacionados por un público entusiasta, los integrantes de esta compañía demuestran que la entrega y la pasión dan sus frutos en el arte y que el contenido político de sus obras da que hablar. Milly Vázquez

Domingos a las 20
Teatro La Carpintería
Jean Jaures 858 – Cap.
(011) 4961-5092
lacarpinteriateatro.com.ar

 

Publicado en:

Deja una respuesta