LA HERENCIA, legado conflictivo

Atrapante relato de una heredera confrontada ante una realidad oculta

La herenciaActúan: Gustavo Rey, Marcelo Serre, Iardena Stilman, Flavia Vitale – Vestuario y Escenografía: Paula Molina – Iluminación: Miguel Morales – Música: Carlos Bendayan – Autoría:  Andrea Bauab – Dirección: Daniel Marcove

En todas las familias se esconden secretos y verdades oscuras que, de salir a la luz, lastimarían a varios de sus miembros. Cada familia es también como un clan, encerrando juicios y valores, percibiendo el mundo con un prisma particular, que muchas veces deja afuera a los que comparten otras tradiciones y costumbres.

“Cuando escribí La herencia, me propuse llamar la atención en relación a los prejuicios y a las barreras que levantamos ante lo diferente”, destaca Andrea Bauab, la autora. La historia se centra en Martina Almudena, una ingeniera agrónoma, hija única de un matrimonio mayor recientemente fallecido en un accidente. Ellos eran dueños de un campo de 3000 hectáreas.

¿Le legarán a Martina todas esas hectáreas o habrá alguien más que reclame su parte de esta cuantiosa herencia? Con la aparición de Yael, todo se complica aún más de lo previsto, pues no serán solo el dinero y los bienes materiales los que avivarán el conflicto. Hay una horrible verdad oculta que ya nadie podrá seguir evadiendo.

Toda la obra transcurre en el campo, con un decorado mínimo de pastos. Salomón es quien está a cargo de leer el testamento y deberá convencer a Martina de que siga la voluntad de su padre. Asimismo, será el responsable de hacer unas revelaciones estremecedoras que tocan muy de cerca a Martina y a sus convicciones. Nada de lo que era permanecerá igual y hasta el pasado se verá modificado luego de que la revelación sea hecha.

La herencia es una obra con mucha intriga. Explora hábilmente los sentimientos de un hijo a sus padres y de los padres hacia un hijo, y va sembrando indicios en el camino. Será el espectador finalmente quien tendrá que atar los cabos desperdigados que sugieren lo que será enunciado al final.

Para Martina la imagen de sus padres se desmorona. Ella, que los había admirado e idealizado durante toda su vida, deberá adoptar una nueva mirada. Esto le resulta doloroso porque también modifica su propia identidad.

Las actuaciones de Flavia Vitale (la hija dolida y aterrada ante lo que descubre), Gustavo Rey (el fantasma de su padre), Iardena Stilman (aquella que viene a sembrar el conflicto) y Marcelo Serre (quien lleva a cabo la fatal revelación) están todas muy bien sintonizadas, con un adecuado registro y con las emociones a flor de piel.

Estos destacables trabajos son dirigidos por Daniel Marcove, quien extrae del texto de Bauab toda la fuerza que tiene esta compleja trama, resaltando la particularidad de cada personaje. Una labor cuidada de todo el equipo, sobre un guión que fluye ágilmente, conforma esta propuesta de calidad. Milly Vázquez

Se dio hasta fin 2018
Teatro El Tinglado

Mario Bravo 948 – Cap.
(011) 4863-1188
teatroeltinglado.com.ar

Publicado en:

Deja una respuesta