A BIGGER PICTURE, un documental sobre David Hockney

Retrato íntimo y apasionado de un gran artista.

El jueves 26 de mayo pasado pudo verse A bigger picture por el canal Film & Arts, un documental sobre David Hockney, uno de los más celebrados artistas británicos en acción y en el pináculo de sus poderes creativos. El material, filmado, dirigido y producido por Bruno Wollheim, contiene un retrato íntimo sobre la pasión de un gran artista que vive cada día como el juego de un misterioso descubrimiento. David Hockney es un hijo adoptivo de California, muy amado. Lleva más de treinta años viviendo en Los Angeles, pero últimamente no hay mucho que lo retenga ahí. Siente un vacío,  y vuelve a la Inglaterra rural que lo vio nacer: Yorkshire del Este.

El mundo de muchachos y piscinas ha quedado atrás, y ahora ha descubierto que su obsesión con la cámara fotográfica está en baja. Durante tres años se concentró exclusivamente –incluso dejando la pintura a un lado- en el estudio de la visión fotográfica que el mundo occidental ha adoptado para crear su arte. Desde prácticamente la década de 1420, el uso de lentes y espejos fue clave para la representación de imágenes, tal como lo demuestra en su libro “El conocimiento secreto”. A bigger picture nos acerca a la cámara, que da la sensación de que uno está fuera del cuadro, observando desde una ventana. La única manera de ser parte del cuadro es estar ahí, observándolo todo, sumergido en el vasto espacio del campo, sin cámaras. No hay cámara que pueda captar tanta belleza, dice Hockney. Y se lanza día tras día a los caminos rurales de Yorkshire a documentar palmo a palmo cada brizna de pasto y cada rama de algún claro solitario en un bosque. La travesía en la que acompañamos a este gigante creador nos impregna con su agitación interior, a través de sus afectos, su placer por el simple acto de mirar y por el privilegio de vivir haciendo lo que ama.

En la búsqueda de la construcción de un lenguaje para describir sus observaciones al aire libre, encuentra el fascinante cambio de las estaciones, que en Inglaterra son mucho más diferenciadas que en California. Registrar esos cambios lo conduce a una de sus rachas más productivas y creativas. En su frenesí llama a los cincuenta kilómetros a la redonda de su lugar, “mi jardín maravilloso”. “La naturaleza es una fuerza gigantesca, de la que somos una parte muy pequeña. De eso se vuelve consciente uno aquí.” dice. En los cambios estacionales descubre un paisaje dinámico que le exige una proporción más grande para su representación y así produce una obra compuesta de seis paneles gigantescos que serán expuestos en las paredes más grandes de la Royal Academy of Arts, en Londres. Todo está allí, en A bigger picture, es estupendo documental de Bruno Wollheim, otro gran artista

El dandy elusivo es ya un maestro y un filósofo que destila en cada frase una sabiduría propia de los grandes. Aunque ya lo hemos oído de Krishnamurti, de Osho y más recientemente, de Eckart Tholle, lo que vale es el momento presente, y ahí está David Hockney subrayando “El presente es lo eterno.”. Eso lo ha ayudado a superar la muerte de sus amigos, y lo inspira a seguir adelante en su trabajo, hasta el final, creciendo en la expresión de su don y encontrando la fe en lo infinito de la naturaleza. Adentrándose en ella sin reservas. Silvia Bonetti

Sitio Web A bigger picture
Bruno Wollheim en IMDB
Bruno Wollheim en Instagram

Publicado en:

Deja una respuesta